lourdes7Del 22 al 27 de septiembre, la Institución Benéfica del Sagrado Corazón de Jesús, ha realizado una peregrinación al santuario Mariano de Lourdes, en Francia, con motivo del 25º Aniversario del fallecimiento de la Madre Rosario, que tan devota era de la Virgen, en su advocación de Lourdes, muriendo en su día. La peregrinación tenía un sentido de acción de gracias y de fiesta por tantas gracias recibidas a en estos años de entrega y serrvicio al enfermo más necesitado.

 La peregrinación ha estado formada por un grupo de 90 personas entre acogidos, hermanas y voluntarios de todas las casas de la Institución, acompañados de dos sacerdotes, D. Juan Romeroy José Vicente Yanangómez, excepto de la casa de Bolivia, dada la dificultad de la lejanía, pero a la que también se ha tenido muy presente en este gran acontecimiento.lourdes1

lourdes2Han sido muchas las vivencias de estos días. La Institución pudo participar de la Eucaristía, junto a la diócesis de Vitoria, en la gruta, lideró la procesión de antorchas con el rezo del Rosario, adoró al Santísimo en la Basílicade S Pío X, pasó por la puerta de la Misericordia y realizó el Via Crucis en el que impresionó la seriedad con la que los acogidos iban cogiendo la cruz en cada estación.Â

Junto a peregrinaciones de Barcelona, Irlanda, Roma, Holanda, y otros lugares del mundo han sido muchas las vivencias de estos días, y a pesar del cansancio, todos han vuelto muy contentos y llenos del amor de Dios, incluso algunas personas de la peregrinación han vivido una conversión interior, habiéndose confesado después de muchos años de alejamiento de Dios. En Lourdes, a través de la intercesión de la Madre Rosario y de las gracias derramadas por la Virgen a sus hijos preferidos y enfermos, el mayor milagro ha sido el camino interior y espiritual recorrido por la gran mayoría de los que han acudido a la peregrinación y el ambiente de alegría y familia que ha reinado, como tanto le gustaba a la Madre Rosario. lourdes3

Poco a poco iremos compartiendo testimonios de acogidos, hermanas y voluntarios sobre lo que han vivido en este viaje a Lourdes, lugar tan querido por la Madre y adonde acudía con los enfermos de la Innstitución siempre que podía.

Â