Durante la Eucaristía de la Inmaculada, celebramos con gozo la Renovación de Votos de dos hermanas junioras, Julia y Carmen Rosa, en la Casa de Bilbao. Presidida por "Iñaki", misionero claretiano, y concelebrada por el P. Josu, la Misa estuvo llena de alegría y sorpresas para las dos jóvenes. Iñaki, al que conocemos desde que era novicio, cantó en varias ocasiones oraciones al ritmo andino del charanguito. El coro, acompañó también y las hermanas fueron sorprendidas con cantos de su tierra. En un cruce de culturas, por primera vez en la Institución, renovaban dos hermanas de dos continentes distintos, Julia, del Congo, y Carmen Rosa, de Bolivia.

Fue preciosa esta unión de culturas, oraciones y lenguas maternas, así como de lo más importante, la llamada que ambas han recibido de Dios, procediendo de puntos tan distantes de la tierra y unidas por Cristo para servirle en esta Institución Benéfica del Sagrado Corazón, en el cuidado a los más enfermos y abandonados.

Acompañadas de las hermanas, algunos voluntarios, y los acogidos, celebramos la fiesta, compartiendo, además unos aperitivos, amenizados por los cantos y el baile, y en el que no faltó la felicitación a la Hna. Conchi, Superiora General de la Congregación.